agosto 26, 2020

Hinchazón de la glándula salival en los perros

Mucocele salival en perros

Un mucocele oral o salival se refiere a la hinchazón de los tejidos blandos de la boca del perro. La hinchazón aparece como un saco lleno de moco, y es más del triple de probable que se forme en los perros que en los gatos. Sin embargo, todas las razas de perro son susceptibles a los mucoceles bucales y salivares. El tratamiento es generalmente exitoso y consiste en drenar el líquido y los antibióticos recetados.

Si quiere saber más sobre cómo esta condición afecta a los gatos, por favor visite esta página en la biblioteca de salud de MascotaWiki.

Síntomas y tipos

Algunos de los signos más comunes de los mucoceles orales y salivales son:

  • Hinchazón de la cara
  • Dolor e hinchazón oral
  • La sangre en la saliva
  • Dificultad para tragar
  • La presión y el dolor de los ojos
  • Enfermedad respiratoria o dificultades para respirar
  • Masas suaves y en desarrollo en el cuello (cervical)

Causas

Las heridas por mordedura, la cirugía del canal auditivo, los traumatismos contundentes en la cara o la cabeza y la penetración de un objeto contundente o extraño en el interior de la boca del perro son causas potenciales de mucoceles orales y salivares.

Además, mientras que cualquier raza es susceptible de formar estas zonas de hinchazón, las siguientes razas son más susceptibles:

  • Caniche en miniatura
  • Pastor alemán
  • Dachshund
  • Terrier sedoso australiano

Diagnóstico

El diagnóstico se basará en un examen físico y en un historial completo de su perro. Rara vez hay anomalías de laboratorio o de análisis de sangre asociadas a esta condición, y rara vez se utilizan imágenes para diagnosticar mucoceles orales o salivales. El objetivo principal es descartar cualquier desarrollo celular anormal, abscesos de dientes infectados u otras causas más graves de la inflamación.

Tratamiento

Los antibióticos se utilizan a menudo para ayudar a reducir la inflamación y para ayudar a prevenir la formación de una infección. La forma más común de tratamiento es el drenaje no quirúrgico de la(s) zona(s) inflamada(s).

Vivir y gestionar

Limpiar el área que rodea la colocación del drenaje y cambiar las vendas diariamente ayudará a su perro a recuperarse rápidamente, así como a reducir la probabilidad de que se desarrolle cualquier infección. En general, el pronóstico de esta condición médica es positivo.

Prevención

Actualmente no se conocen medidas preventivas para los mucoceles orales o salivales.

pronóstico

La predicción del resultado de una enfermedad por adelantado

moco

Un tipo de baba que se compone de ciertas sales, células o leucocitos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *