agosto 26, 2020

Osteocondritis disecante (OCD) en perros

Exceso de cartílago y crecimiento óseo deficiente en perros

La osificación endocondral es un proceso de crecimiento óseo normal por el cual el cartílago es reemplazado por el hueso en el desarrollo temprano del feto. La osteocondrosis es una condición patológica en la que la osificación endocondral normal, la metamorfosis de cartílago a hueso, se ve alterada. La alteración se debe a menudo a una interrupción del suministro de sangre al hueso. El resultado es la retención de un exceso de cartílago en el lugar, ya que el proceso de osificación endocondral se detiene, pero el cartílago sigue creciendo. El resultado final son regiones anormalmente gruesas de cartílago que son menos resistentes a la tensión mecánica, a diferencia del hueso más fuerte y denso.

Las razas grandes y gigantes, incluyendo los grandes daneses, labradores retrievers, terranovas, rottweilers, perros de montaña berneses, setters ingleses y viejos perros pastores ingleses están predispuestos a esta condición.

Síntomas y tipos

  • Cojera (el síntoma más común)
  • El inicio de la cojera puede ser repentino o gradual, y puede afectar a una o más extremidades
  • La cojera empeora después del ejercicio
  • Incapaz de soportar el peso del miembro afectado
  • Hinchazón en las articulaciones
  • Dolor en el miembro, especialmente en la manipulación de las articulaciones involucradas
  • Desgaste de los músculos con cojera crónica

Causas

  • Desconocido
  • Parece haber sido adquirido genéticamente
  • Interrupción del suministro de sangre al hueso o a través del hueso
  • Deficiencias nutricionales

Diagnóstico

Tendrá que dar una historia médica completa de la salud de su perro, la aparición de los síntomas y cualquier información que tenga sobre el parentesco de su perro. Se realizará un perfil sanguíneo completo, incluyendo un perfil sanguíneo químico, un recuento sanguíneo completo y un análisis de orina. Los resultados de estas pruebas suelen estar dentro de los rangos normales en los animales afectados, pero son necesarios para las suposiciones preliminares del estado de salud general de su perro.

El veterinario examinará a su perro a fondo, prestando especial atención a las extremidades que le molestan. La radiografía es la mejor herramienta para el diagnóstico de este problema; su veterinario tomará varias radiografías de las articulaciones y huesos afectados para discernir mejor cualquier anormalidad. Las radiografías pueden mostrar detalles de las lesiones y anomalías relacionadas con esta enfermedad. La tomografía computarizada (CT-scan) y la resonancia magnética (MRI) son también herramientas de diagnóstico valiosas para visualizar la extensión de cualquier lesión interna.

El veterinario también tomará muestras de líquido de las articulaciones afectadas (líquido sinovial) para confirmar la implicación de la articulación y descartar una enfermedad infecciosa que pueda ser la causa real de la cojera. También se pueden utilizar herramientas de diagnóstico y terapéuticas más avanzadas como la artroscopia. La artroscopia es un procedimiento quirúrgico mínimamente invasivo que permite examinar y a veces tratar el daño dentro de la articulación. Este procedimiento se realiza utilizando un artroscopio, un tipo de endoscopio que se inserta en la articulación a través de una pequeña incisión.

Tratamiento

Después de establecer el diagnóstico, su veterinario planificará la cirugía correctiva. Se pueden utilizar técnicas de artroscopia o artrotomía (incisión quirúrgica en la articulación) para llegar a la zona. Su veterinario le recetará medicamentos para controlar el dolor y la inflamación durante unos días después de la cirugía.

También hay algunos medicamentos que están disponibles, y que se sabe que limitan el daño y la degeneración del cartílago. Su médico le explicará sus opciones basándose en el diagnóstico final.

Vivir y gestionar

Durante la recuperación y la curación, será necesario restringir la actividad y tomar medidas de control de peso para disminuir el estrés en las articulaciones afectadas. Cuando saque a su perro a pasear, controle el nivel de actividad con una correa, asegurándose de que su perro se mantenga en un paseo lento. La actividad debe restringirse durante unas 4-6 semanas, pero se fomenta el movimiento terapéutico activo y temprano de las articulaciones afectadas para mejorar la curación.

No debe permitir que su perro corra libremente sobre hormigón o superficies duras. Un examen anual es necesario para prevenir el progreso de la enfermedad degenerativa de las articulaciones. Una nutrición equilibrada también es un aspecto importante para fomentar un crecimiento rápido y mantener el peso bajo control y dentro de los límites normales de la raza, la edad y el tamaño de su perro. El control del peso también ayudará a reducir la carga y el estrés de las articulaciones afectadas.

El pronóstico general depende en gran medida de la ubicación y el alcance del problema. En algunos casos, la recuperación y la calidad de vida es excelente, mientras que en otros casos, la calidad de vida es restringida. Tenga en cuenta que, debido al elemento genético de esta enfermedad, tendrá que esterilizar o castrar a su perro para evitar que se reproduzca, ya que es muy probable que la enfermedad se transmita.

pronóstico

La predicción del resultado de una enfermedad por adelantado

análisis de orina

Un examen a fondo de las propiedades de la orina; se utiliza para determinar la presencia o ausencia de enfermedades

osificación

La producción de hueso

endoscopio

Un tipo de instrumento que se utiliza para mirar dentro del cuerpo

artroscopia

El método endoscópico de examinar el interior de una articulación.

artroscopio

Un instrumento médico utilizado para mirar el interior de una articulación.

cojera

Cualquier tipo de dolor o sensibilidad o falta de solidez en los pies o las piernas de los animales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *