julio 18, 2020

Infección de las válvulas cardíacas (Endocarditis infecciosa) en perros

Endocarditis infecciosa en perros

La endocarditis infecciosa es una condición médica en la que el revestimiento interno del corazón se ha inflamado en respuesta a una infección en el cuerpo. Las infecciones generalizadas en el cuerpo pueden invadir el revestimiento interno del corazón, así como las válvulas del corazón. Este tipo de endocarditis infecciosa puede ocurrir en respuesta a cualquier infección del cuerpo.

La endocarditis es más común en los perros de raza mediana y grande, la mayoría entre los cuatro y los seis años. Los machos suelen tener un mayor riesgo que las hembras. Si la enfermedad subyacente no es tratada a tiempo, las complicaciones pueden llevar a la insuficiencia cardíaca y a la muerte.

Síntomas y tipos

Un conjunto variable de síntomas puede estar presente en el paciente dependiendo de la naturaleza y el lugar de la infección, las complicaciones y el alcance de los efectos en el corazón. Los siguientes síntomas pueden estar presentes en un perro afectado:

  • Fiebre
  • Tos
  • Decoloración azulada de la piel
  • Debilidad
  • Letargo
  • Anorexia
  • Pérdida de peso
  • La renuencia a moverse
  • Dolores corporales
  • Síntomas relacionados con problemas cardíacos
  • Dificultad para respirar
  • Cojera intermitente
  • Alteraciones gastrointestinales

Causas

  • Infecciones bacterianas
  • Una cirugía mayor previa

Diagnóstico

Deberá proporcionar al veterinario un historial completo de la salud de su perro, incluyendo información sobre el inicio de los síntomas, cualquier enfermedad o lesión que su perro haya experimentado, cualquier procedimiento quirúrgico y la duración y frecuencia de los síntomas que se hayan manifestado.

Su veterinario realizará un examen físico completo, incluyendo pruebas básicas de laboratorio: un recuento sanguíneo completo (CBC), perfil bioquímico y análisis de orina. Los resultados de estas pruebas pueden revelar información relacionada con la infección subyacente y pueden señalar los órganos afectados.

Los hemocultivos ayudarán a determinar el agente causal involucrado en la infección y también permitirán a su veterinario determinar los antibióticos más adecuados para el tratamiento de la infección subyacente. Un examen visual del corazón, utilizando estudios radiográficos (es decir, rayos X) puede ayudar a su veterinario a determinar el grado de implicación del corazón, y la ecocardiografía, que utiliza el ultrasonido para obtener imágenes de los órganos internos, es una excelente herramienta para una evaluación detallada de la capacidad de funcionamiento del corazón. Su veterinario también necesitará medir la actividad eléctrica del corazón, lo cual se realiza mediante un electrocardiograma (ECG) para registrar el movimiento y los impulsos del corazón.

Tratamiento

Se trata de un grave problema de salud para los animales, y lo más probable es que su perro necesite ser hospitalizado para recibir cuidados y tratamientos intensivos. Se administrarán terapia de fluidos y terapia de antibióticos para restaurar y mantener los niveles de fluidos corporales y para controlar la infección, respectivamente.

Los pacientes con afectación de la válvula generalmente no tienen un buen pronóstico. Sin embargo, esto depende a menudo de la etapa de la infección y la funcionalidad del corazón. El tratamiento se realiza normalmente en el transcurso de 12 semanas, durante las cuales el veterinario tomará múltiples muestras de sangre a intervalos regulares para medir la cantidad de la infección, si es que hay alguna, que todavía está presente. Después de que la terapia antibiótica se haya detenido, se tomarán muestras de sangre para confirmar que la infección se ha resuelto.

Vivir y gestionar

Si el problema cardíaco de su perro era leve, normalmente responderá bien al tratamiento. Si la endocarditis se diagnosticó a tiempo, y se empleó un tratamiento agresivo junto con un seguimiento detallado, las posibilidades de una recuperación completa también aumentan considerablemente.

Es posible que tenga que llevar a su perro al veterinario para que le hagan exámenes de seguimiento semanales y para determinar el progreso general. El veterinario también puede sugerir una dieta especial para su perro para mejorar el funcionamiento cardiovascular y la salud de los órganos. El tratamiento se dirigirá a tratar la infección subyacente, así como los problemas cardíacos que han resultado de tales infecciones. En los casos en que no se haya hecho un diagnóstico temprano y la enfermedad haya tenido la oportunidad de avanzar, el pronóstico general puede ser muy pobre debido a las complicaciones adicionales que son comunes en los perros afectados. En tal caso, su veterinario le aconsejará sobre planes alternativos.

pronóstico

La predicción del resultado de una enfermedad por adelantado

análisis de orina

Un examen a fondo de las propiedades de la orina; se utiliza para determinar la presencia o ausencia de enfermedades

cojera

Cualquier tipo de dolor o sensibilidad o falta de solidez en los pies o las piernas de los animales

endocarditis

Una inflamación del revestimiento del corazón

electrocardiograma

Un registro de la actividad del miocardio

ecocardiografía

Un procedimiento que se utiliza para evaluar la salud y las estructuras del corazón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *